Mi trabajo mas divertido (afterhours)


Buenos días, buenos post, un día mas un post mas, la verdad, es que los últimos, no creo que hayan sido maravillosos,  pero como ya he dicho muchas veces, no es fácil ir  contando cosas, y menos que todas sean entretenidas, o sensibles,  y sinceramente pienso que los últimos no han sido los mejores del blog, pero bueno, el nivel de la pasada semana era difícil de mantener, con días de 80 o 98 visitas, porque al final quien decide si un post es bueno o malo, no soy yo, si no vosotros, que si os gusta, lo publicáis en facebook o RT en twitter, o subís el link a linkedin o a la red social que sea menester.

Bien, hoy os voy a hablar de uno de los trabajos más duros, pero más divertidos en que he estado, lo cierto es que he trabajado en muchos sitios, desde un kiosco de prensa,  de comercial, de vendedor de tienda de videojuegos y electrónica, en un burger King, en una fábrica de cables para televisores, en diversos almacenes, haciendo funciones de mozo de almacén a encargado del mismo…o todo a la vez, de camarero en fin de año en una fiesta, de responsable de seguridad en el transporte en carretera, de responsable de prevención de riesgos, o como ahora de futuro product manager que no sé que es pero es el título que ostenta la persona a la que tendré que substituir cuando se jubile en un par de meses, como veis, muchas cosas, pero me he dejado la más divertida, y la más dura, os preguntareis cual, pues de promotor de una discoteca, en concreto de un afterhours, un trabajo que me quitaba muchas horas de sueño…literalmente.

La verdad,  entre a currar en la disco, gracias a mi primo que es el RRPP del grupo Matinee, y allí entre yo a trabajar, el grupo Matinee, tiene diversas discotecas, algunas con un marcado tag de clientes, en concreto, el mundo de la noche homosexual, a mi de momento, los tíos no me ponen, pero cada uno es libre de hacer lo que le plazca, así esta claro, que el primer día, tanto yo, como algún amigo y amiga que hice allí estábamos ligeramente desubicados, chicas en un local que se llamaba Salvat ion Gay Disco….y claro el primer día, pues como que todo te sorprende y mucho, no porque sea malo, si no por que entras en un local del que te has hecho demasiadas ideas preconcebidas, demasiadas, y evidentemente erróneas, no negare, que el primer día, ver a dos tíos, pegándose el lote en medio de la pista me sorprendió, eran como dos adolescentes desatados y hormonalmente hiperactivos,  así pasado el primer día, ya no te sorprende cuando ves tíos pegándose el lote, cosa que si piensas, es lo mismo que pasa en una discoteca heterosexual, pero en este caso,  sin chicas.

 

 

Estando en la discoteca, es evidente, que uno pasa a ser objetivo de… no es por fardar, pero en aquella época, con mi 192, ojos azules, medio rubito, y pesando alrededor de 85 a 90 kg y que no soy feo ( ni modesto todo sea dicho de paso) pues más de una vez, algún chico me venía y me proponía rollo o intentaba ligar conmigo, yo, siempre muy educadamente, les decía, que muchas gracias, pero que yo solo trabajaba allí, que lo sentía pero que a mí los chicos no me iban, algunos, se disculpaban y yo siempre les decía lo mismo, no, tío no, aquí el que está “fuera de lugar” soy yo, es lo más normal del mundo que tu si ves alguien que te gusta, en un ambiente que te gusta le entres y le tires los trastos, yo lo haría, así pienso conseguía rebajar un poquito la tensión, y el corte tanto del que quería ligar conmigo, como el mío propio, aunque he de decir, que, aunque a mí no me gusten los tíos, es un pelotazo de autoestima que alguien, aunque sea de tu mismo sexo, intente ligar contigo, es algo que te sube la moral de forma importante.

Alguna vez me habían llegado a directamente tener sexo, diciéndome si me apuntaba a hacer un trio, siempre les decía que cuantas chicas había y siempre era 0…con lo que nunca me metí en ninguno, pero vaya, en la disco, como os iré contando, tuve anécdotas divertidas, y gente muy divertida a mi alrededor, la noche por eso, es dura, y si no vas con cuidado, te puede comer, devorar, demasiadas cosas demasiado cerca, y sobretodo demasiado fáciles, y si uno no va con ojo, te puedes llevar más de un disgusto, pero eso es harina de otro costal.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: