Hace 25 años….yo estaba en esa flecha (Barcelona 92)


Hay días que uno recuerda donde estaba hace 25 años, y hoy, 25 de julio yo recuerdo donde estaba, en concreto me encontraba de vacaciones en Cistella, un precioso pueblo al que iba cada verano y que está situado en el Alt Empordà.

El 25 de julio de 1992 estaba yo haciendo algo poco habitual en Cistella, estaba enganchado al televisor, mis padres en el piso de arriba, y yo en el de abajo.

Me senté y me trague entera la ceremonia de inauguración de os que a posteriori se han considerado unos de los mejores JJOO que jamás se han disputado, y la verdad, me da igual si han sido los mejores o no, lo que si tengo claro es que fueron los míos, los nuestros, los de todos los barceloneses y todos los catalanes.

9356 atletas de 169 comités olímpicos compitieron en 32 deportes y 286 especialidades, pero la verdad es que hubo un momento que para mí fue apoteósico, brutal, inenarrable e inigualable.

No fue ver al Dream Team jugar, que también ni los 6 oros de Vitaly Sherbo, o los tres de Krisztina Egersegi, para mí el momento que más me impacto, ese que me quedo grabado en la memoria tuvo lugar…el primer día, durante la ceremonia de inauguración.

En esa ceremonia el ultimo relevista recibió la antorcha olímpica, corrió y se acercó a un arquero, ese último relevista era el gran Super Epi y ese arquero Antonio Rebollo y ambos protagonizaron para mí el momento que más me ha impactado en unos JJOO.

Recuerdo estar en el salón de la casa de Cistella, y cuando me di cuenta, estaba saltando como un loco por la forma en que encendimos el pebetero olímpico, tenía yo 18 años y pocas cosas me habían hecho pegar esos brincos, incluso mis padres bajaron asustados por el ruido que metía y yo allí saltando y explicándoles como habíamos encendido el pebetero de los juegos olímpicos de Barcelona.

Hace 25 años, yo no estaba físicamente en Barcelona, pero si os puedo asegurar, que hace 25 años, yo y muchos como yo, estábamos en esa flecha, una flecha que Antonio Rebollo lanzo, una flecha que Juan Antonio San Epifanio prendió y que hizo que el pebetero cobrara vida.

Hoy hace 25 años, inaugurábamos la XXV Olimpiada de verano y yo, recuerdo lo que hacía y donde lo hacía…saltar y gritar de alegría en Can Cantenys, mi casa en Cistella.

Y la verdad, es algo que no olvidare jamás, ni como encendimos el pebetero….ni lo que yo hacía mientras lo hacíamos.

En mi retina quedaran muchas cosas, a Freddy Mercury y Montserrat Caballé cantando Barcelona, a los Manolos tocando el Amics per sempre y sobre todo…el vuelo magnifico de una flecha que hizo que sin darme cuenta….acabara saltando en el salón de Cistella.

#Barcelona92 els millors jocs de l’historia…almenys per a mi.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: